Departamento de Asuntos Culturales y Comunicaciones



Su Actual Director responsable es el Dr. Sami El Mushtawi quien encabeza la agenda cultural del Centro. Es responsable de la organización y producción de eventos académicos y culturales dentro y fuera del Centro. Además es Editor Jefe de las publicaciones periódicas, de la Radio del Centro (RadioIslam.es). El Dr. El Mushtawi es un reconocido conferencista y académico con injerencia en múltiples organizaciones islámicas del mundo de la cultura.

El Departamento de Cultura se encarga de los asuntos culturales del centro, de los cuales destacamos lo siguiente:

  1. La implementación de políticas culturales en el Centro, a través de la formulación de proyectos, generación de redes y la creación y coordinación de actividades entre instituciones.
  2. El departamento tiene a su cargo la publicación del BOLETÍN INFORMATIVO del Centro y programación de RADIOISLAM ESPAÑA http://www.radioislam.es
  3. Se encarga de establecer las acciones necesarias para divulgar la cultura islámica en España.
  4. Fortalecer la imagen y presencia del Centro islámico en España y en el extranjero, mediante el establecimiento de estrategias adecuadas para ello.
  5. Promover las diversas actividades que realiza el Centro.
  6. Mantener actualizada la publicación del Blog http://ccislamicomadrid.blogspot.com es por medio del cual se divulgue mejor y se aproveche más el quehacer cultural y docente del Centro.

Sí a la facilidad

El Islam prefiere la facilidad y no la dificultad. Allah dice: “Dios os desea la comodidad y no la dificultad” (2: 185). Y dice: “Dios no impuso dificultad alguna en la religión” (22: 78) El Profeta a veces dejaba de hacer algo por el temor de que sus compañeros encontrasen alguna dificultad y si a él le daban a elegir entre dos obras, siempre elegía la más fácil. El Profeta rezaba por largo tiempo hasta que se le hinchaban los pies, pero cuando rezaba con la gente, hacía una oración corta y liviana para que la gente se sintiese cómoda.
Quiera Dios que aprendamos de eso y que apliquemos esta loable facilidad en nuestras acciones.

Somos hermanos

Allah dice: “Los creyentes son hermanos, reconciliad entre vuestros hermanos… “.
El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah desciendan sobre él) nos instó a perdonar y olvidar las faltas de un hermano o amigo. Por eso, no hay que acabar con nuestras relaciones por meros malentendidos de un lado o de otro.
Quiera Dios que haya amor entre nosotros.

Se nos va
Ramadán nos deja momentos memorables. En él hemos vivido contados días y noches plenos de bendiciones. Hemos sido capaces de vencer el hambre, la sed, la fatiga…Hemos visto mucha caridad, compasión, rectitud, petición de perdón, buenos modales, entrega de zakat…
Quiera Dios que todo lo loable del bendito Ramadán nos acompañe por mucho tiempo.

En torno a LAILATUL-QADR

Todos sabemos el hadiz de Aisha, que Dios esté complacido con ella, en que dijo: Dije: Oh Mensajero de Dios, Si me doy cuenta de Lailat-ul-Qadr (Noche del Decreto), ¿qué debo suplicar en ella?” Él (S.A.W.) respondió: “Deberías suplicar: Allahumma innaka ‘afuwwun, tuhibbul-‘afwa, fa’fu’ anni (Oh Allah, Tú eres el más indulgente y amas el perdón; perdóname)”.) Narrado por al-Tirmidzi.
Esta súplica expresada en el hadiz sustituye toda súplica, ya que el perdón incluye, en primer lugar: el perdón se extiende al cuerpo y abarca la curación de toda enfermedad, en segundo lugar: el perdón en la religión, e incluye el éxito en la adoración, la obediencia y la realización de todas las obras de bien y tercero: un perdón divino que borra los pecados.

Es Solidaridad


El Islam, desde sus inicios, aboga por fomentar la solidaridad y la cooperación.
Sabed que el Mensajero de Allah, la paz sea con él, denegó la fe de aquellos que no se preocupaban de sus hermanos musulmanes, dijo: “no cree en mí el que duerme satisfecho, mientras que su vecino está hambriento”.
Ramadán es el mes de la generosidad, de la bondad. Necesitamos revivir estas loables características entre nosotros, para que Dios Todopoderoso ilumine nuestras vidas, y para que todo el mundo se entere de la solidaridad verdadera entre nosotros.
Quiera Dios que todos apliquemos las nobles enseñanzas del Profeta, especialmente en el mes de Ramadán.

Es un programa íntegro

Ramadán es un programa íntegro. En él hay ayuno, oración, Zakat, I’tikaaf, … Hay, asimismo, buen ambiente, buena compañía de virtuosos. Se percibe obediencia total al Señor.
Todo eso ayuda a modificar el comportamiento de los individuos.
Ramadán es una gran oportunidad para arrepentirse de los pecados y dejar de lado todos los malos hábitos.
Quiera Dios que así sea, inshallah.